15 octubre 2014

Clima de comunión y fraternidad en el Sínodo de la Familia


P. Johan Pacheco
@padrejohan

Vaticano.- “Hay un clima de comunión y fraternidad, pastoralidad de Iglesia Madre y Maestra”, señaló el cardenal Lluís Sistach, arzobispo de Barcelona (España), en rueda de prensa ofrecida por el Vaticano, mostrando un mejor panorama del que ocasionó el documento que daba relación de las discusiones sinodales, y que fueron tomadas equivocadamente por la agenda mediática como decisiones magisteriales.

Explicó el cardenal que el deseo de todos los padres sinodales es buscar el bien de la Iglesia: “tenemos el deseo de buscar lo que conviene más a la Iglesia en el matrimonio y las familias”, y afrontar los problemas que parecen similares en todos los continentes: “los problemas que me parecían de nuestro occidente europeo, y los países desarrollados, se ha constatado que son problemas de casi todos los continentes”, dijo.

Así mismo ha indicado el cardenal Sistach que “la gente se casa para ser feliz y para toda la vida, queremos que esto aumente”. Enfatizando que la intensión del Sínodo es fortalecer la familia cristiana, para ello también promover la “necesidad de una mejor pastoral familiar, previa al matrimonio, formación de jóvenes y acompañamiento a los esposos”.

En cuanto al trabajo de los círculos menores, que es la actual fase de esta asamblea del Sínodo, manifestó que el trabajo ha sido fructífero sobre un documento que es simplemente un instrumento de trabajo, “hemos hecho enmiendas, sistemáticas. Modificamos contenidos y presentamos contenidos nuevos que no aparecían en el texto”.


El texto final de la Asamblea Extraordinario de los Obispo, será el instrumento de trabajo para preparar el Sínodo del próximo año, y que sigue mirando con especial atención la familia como sujeto y objeto de la Nueva Evangelización propuesta por el Papa Francisco, no encerrándose sólo en las imperfecciones de este ámbito sino buscando caminos de santificación de los núcleos familiares.