04 octubre 2014

Comienza el Sínodo de la Familia


P. Johan Pacheco
@padrejohan

Roma.- Comienza el Sínodo sobre la Familia, el mundo entero está a la expectativa por los temas que se tratarán. Los días previos ya el Secretario General del Sínodo de los Obispos, cardenal Lorenzo Baldisseri, informó en conferencia de prensa que ninguna decisión se tomará de inmediato, pero sí será de gran importancia el documento final denominado “Relatio Synodi” para discernir sobre los “desafíos pastorales de la familia en el contexto de la evangelización”, y en preparación ala próximo asamblea ordinario, en el 2015, que tendrá por objeto: ''La vocación y la misión de la familia en la Iglesia y en el mundo contemporáneo".

La petición del Papa Francisco a toda la Iglesia ha sido la oración por la realización de este Sínodo, por ello también en víspera de su inauguración, el sábado al final de la tarde se ha realizado una vigilia de oración presidida por el Santo Padre en la Plaza San Pedro organizada por la Conferencia Episcopal Italiana.

“Al Espíritu Santo, pidámosle por los Padres Sinodales”, manifestó el Papa en su plegaria. Pidiendo para ellos de manera especial los dones de la escucha, la disponibilidad, y la mirada para atender sus necesidades de las familias del pueblo de Dios.   
  
“El don de la escucha: escuchar a Dios, hasta escuchar con Él el clamor del pueblo; escuchar al pueblo, hasta respirar en él la voluntad a la que Dios nos llama”, de igual manera invocó “la disponibilidad a confrontarnos de forma sincera, abierta y fraterna, que nos lleve a asumir con responsabilidad pastoral los interrogativos que este cambio de época trae consigo”.

Y expresó, “el secreto está en una mirada: y es el tercer don que imploramos con nuestra oración. Porque, si de verdad queremos verificar nuestro pasado en el terreno de los desafíos contemporáneos, la condición decisiva es mantener nuestra mirada fija en Jesucristo - Lumen Gentium, Luz de los pueblos- detenernos en la contemplación y en la adoración de su rostro”.

“Pueda soplar el viento de Pentecostés sobre los trabajos sinodales, sobre la Iglesia, sobre la humanidad entera. Desate los nudos que impiden a las personas encontrarse, sane las heridas que sangran, reavive la esperanza. Nos conceda aquella caridad creativa que permite amar como Jesús amó”, dijo Francisco. 

Este domingo se inaugurará el Sínodo con la Solemne celebración en la Basílica de San Pedro, y el lunes en la mañana se efectuará la primera congregación general. En esta III Asamblea General Extraordinaria del Sínodo de los Obispo, que se efectuará del 05 al 19 de octubre, participaran 191 Padres Sinodales, de los cuales hay 61 cardenales, 1 cardenal patriarca, 7 patriarcas, 1 arzobispo mayor, 67 arzobispos metropolitanos, 47 obispos, 1 obispo auxiliar, 1 sacerdote prelado y 6 religiosos. Además tendrán una activa participación, 16 expertos, 38 auditores y 8 delegados fraternos, algunas de estas personas son parejas casadas, o padres o madres de familia.

La oración seguirá siendo un momento importante de en el Sínodo de la Familia, además de la oración en todas las diócesis del mundo. En Roma, durante las próximas dos semanas en la Basílica Santa María la Mayor, todos los días un Cardenal celebrará la misa por las familias ante las reliquias de los beatos esposos Zélie y Louis Martin, y de su hija, Santa teresita del Niño Jesús; y del beato matrimonio Luigi y María Beltrame Quattrocchi.


El sínodo concluirá el próximo 19 de octubre con la solemne misa de beatificación del siervo de Dios Pablo VI.